Un viaje en el tiempo: el histórico tranvía volvió a las calles de Rosario

Sociedad 20 de noviembre
Este domingo se puso en marcha una vez más el mítico coche 277 totalmente restaurado para realizar recorridas gratuitas.

La máquina, que fue construida en 1939, atrajo la mirada de rosarinos y turistas que pasaron por Wheelwright entre Balcarce y Roca de Rosario. Promete ser un importante atractivo de la temporada.

La unidad, construida en 1939, recorrió las calles de la ciudad hasta mediados de 1963, periodo en que los tranvías eléctricos quedaron fuera de servicio. El coche 277 había sido armado en Rosario, en momentos en que se fortalecía el concepto del transporte público y se potenciaba la producción carrocera local.

Su diseño elegante, su carrocería metálica, con asientos tapizados en cuero, pasamanos cromados y luces semi embutidas en el techo, hicieron que este vehículo marcara un antes y un después en la movilidad de los rosarinos.

De aquel entonces, debió pasar mucho tiempo para que un equipo especializado ponga manos a la obra para reacondicionar, restaurar y recuperar un vehículo que ya mostraba en su estética el paso de los años. Es así, que en julio de 2014, en un acto encabezado por la Intendenta Mónica Fein, el tranvía histórico volvió a su hábitat natural.

La iniciativa despertó tanto el asombro de los niños, el recuerdo de los adultos como la nostalgia de los abuelos que subieron. En paseos gratuitos coordinados por personal del Ente de la Movilidad de Rosario e integrantes de la Asociación Amigos del Riel, la unidad volvió a estar en servicio y recorrer las calles rosarinas, consignaron los medios de esa ciudad.

Te puede interesar