Gigoló enamoró a una anciana no vidente y se le quedó con varios departamentos

Policiales 05 de agosto de 2019
Un remisero, un empresario y una escribana están siendo investigados por la estafa a una mujer de 85 años
0027204797
Elementos probatorios. En los allanamientos se incautó valiosa documentación

En Paraná se inició una investigación judicial en la cual un hombre de 50 años fue imputado del delito de estafa, luego de haber enamorado a una anciana con problemas visuales y tras varios ardid, se les habría quedado al menos con cinco departamentos.

Este viudo negro o gigoló, como se conocen a los estafadores de mujeres, está severamente comprometido de las maniobras defraudatorias en la cual se trata de establecer, si contó con la colaboración de una escribana de Paraná y un empresario de una remisera.

La Justicia ordenó varias medidas y operativos para aclarar las maniobras, que llevaron al secuestro de importante documentación para la causa.

UNO supo que la víctima de unos 85 años se hizo conocida del remisero hace un tiempo atrás. La empezó a llevar a cobrar, a realizar compras y otras tareas. Se habría aprovechado de su nula visión para iniciar el proceso de defraudación. Para hacer efectiva las maniobras leoninas enamoró a la víctima, convirtiéndose en su novio.

La pobre anciana comenzó a confiar en el hombre que vive en el barrio Paraná XX, al punto tal que llegó a llevarla hasta Rosario para participar de los oficios religiosos a cargo del padre Ignacio.

En medio de la relación sentimental, la víctima comenzó a firmar todo tipo de documentación, y sin darse cuenta habría autorizado las operaciones de venta de cinco departamentos de uno y dos ambientes existentes en Paraná.

Estas maniobras las ejecutó -y es lo que la investigación tratará de confirmar- con la participación o no de una conocida escribana de Paraná.

Otro participante de la causa y que está siendo analizada su conducta es el dueño de una empresa de remises de Paraná.

Este hombre que vive en la zona del barrio Santa Lucía, habría adquirido los inmuebles -según él- por derecha. De ese modo, abonó 100 mil pesos en efectivo y luego 12 cuotas de 75.000 pesos para comprar los departamentos pertenecientes a la víctima con problemas visuales. Una cifra verdaderamente irrisoria.

El rumor que se trata de aclarar, es si hubo una acción coordinada entre las tres personas para apoderarse ilegalmente de los cinco inmuebles que tienen un valor millonario.

Hay sospechas que se hayan iniciado los pagos de los tributos municipales e impuestos provinciales de modo de complementar las maniobras delictivas.

Medidas judiciales

Según se informó a UNO, en la mañana de este lunes se realizaron tres allanamientos por parte de la División Delitos Económicos y con la colaboración de Sustracción de Automotores y de Trata de Personas, se requisaron las viviendas de los tres sospechosos.

La causa judicial fue iniciada de oficio por parte de la fiscal Patricia Yedro que recibió la información que daba cuenta que una abuela habría sido víctima de una estafa por parte de un remisero que la enamoró y se le habría apoderado de los departamentos.

Dicha Investigación se inicia para establecer la relación de una mujer de unos 85 años edad con problemas de salud y un hombre de unos 50 años quien se habría aprovechado de su estado para apoderarse de sus bienes.

De esa manera, la fiscal solicitó al juez de Garantías Elvio Garzón los allanamiento, no solo del principal acusado, sino también de un empresario, titular de una empresa de remises, y de la escribanía donde se confeccionaron las actas y escrituras de las supuestas ventas de los inmuebles.

De esa manera se realizaron las medidas judiciales en el estudio de la profesional notarial ubicado en la zona del exhipódromo, como los inmuebles del remisero en el barrio Paraná XX y del empresario de calle D´Agostino.

En los procedimientos se puso especial interés en las escrituras, planos de construcción, cartas de pago, documentación de compraventa de inmuebles, boletas de impuestos pagos y adeudados.

Tambien se reclamó a los organismos provinciales y municipales informes de Catastro y Obras Sanitarias.

Dicha Investigación se inicia para establecer la relación de una mujer mayor de unos 85 años edad con problemas de salud y un joven de unos 50 años quien se habría aprovechado de su estado para apoderarse de sus bienes.

Otro punto que quedó abierto, es la posible adquisición ilegal de un vehículo de la víctima. Tal rodado, podría haber engrosado el parque automotor de la remisera.

En definitiva, hay escrituran que darían crédito a la venta de los inmuebles, documentos con el pago aparente de los 100.000 pesos y el saldo de las cuotas restantes. El tema es que ese dinero, tampoco llegó a manos de la víctima de 85 años.

Boletín de noticias