Se firmó el contrato para iniciar el traslado de las lagunas de tratamiento de Crespo

Crespo 02 de noviembre
Actualmente Crespo posee un juego de lagunas de tratamiento para los líquidos cloacales domiciliarios y otro para los desechos industriales del parque industrial. Mediante la obra se unificarán ambos sistemas.
not-59fb176969f0e_2017110210252

El nuevo diseño consistirá en dos juegos de lagunas que demandarán una superficie no menor de 15 hectáreas que se encuentra en un sector lindero al arroyo donde descargará el líquido tratado. La empresa ya está en condiciones de comenzar con la obra proyectada. Las nuevas lagunas serán excavadas en casi su totalidad lo que derivará en un movimiento de suelo de aproximadamente 220.000 metros cúbicos. 

Recientemente, el ministro de Planeamiento, Luis Benedetto, en representación del gobierno de Entre Ríos, firmó con el representante de la empresa Quaranta S.A. el contrato que permitirá comenzar las obras para el traslado de las lagunas de tratamiento. La licitación, que fue realizada el 1 de junio último, contaba con un presupuesto oficial de 30,5 millones, mientras que la adjudicación finalmente se ubicó en los 29,5 millones de pesos. 

“Seguimos cumplimentando los objetivos que nos ha trazado el gobernador de llevar y ampliar la red de infraestructura básica para los entrerrianos. Esta obra era un tema pendiente para los vecinos y el sector industrial de Crespo que hoy estamos saldando. Somos respetuosos de cumplimentar en lo que nos hemos comprometido y en ese camino venimos y seguiremos trabajando en pos de los ciudadanos entrerrianos”, destacó Benedetto. 

Cabe destacar que el proyecto prevé trasladar las lagunas de tratamiento existentes a una zona más alejada del núcleo urbano, tomando esa oportunidad para unificar ambos sistemas y ejecutar uno solo, dado que actualmente la ciudad de Crespo posee un juego de lagunas de tratamiento para los líquidos cloacales domiciliarios y otro para los desechos industriales del parque industrial. Ambos sistemas se encuentran en zonas cercanas a la población y a la ruta nacional 12, provocando las molestias que surgen de su ineficiente rendimiento por encontrarse al máximo de sus capacidades. 

Además del traslado, se plantea el redimensionamiento del sistema de tratamiento. El diseño y capacidad prevén el crecimiento poblacional según los datos censales y estadísticos. La conducción de estos líquidos desde donde desaguan actualmente hacia las futuras lagunas se realizará con tuberías de PVC a gravedad en diámetros 355mm (818 m) y 500mm (2310 m). Para ello será necesario la ejecución de 17 bocas de registro.  

Te puede interesar