Recuperaron 21 tramos del circuito Garganta del Diablo tras crecida del Iguazú

Información General 11 de diciembre de 2022
Ese sector de pasarelas de las Cataratas está cerrado desde octubre. Hay 25 personas realizando las tareas que se hacen desde el agua y tardarán 90 días. La última crecida del río Iguazú arrasó con 55 tramos de pasarela.
o_1670765461

a empresa Iguazú Argentina trabaja en la recuperación de los tramos de pasarela de las Cataratas en el sector de la Garganta del Diablo que fueron afectados por la última creciente del río Iguazú, que alcanzó un pico de 16.500 metros cúbicos el pasado 13 de octubre. 

Dicha crecida arrastró 55 tramos de pasarela, de las cuales hasta el momento se lograron recuperar 21, y se estima que, si las condiciones climáticas continúan estables, el circuito completo podría volver a estar habilitado en la segunda quincena de febrero de 2023.

El trabajo lo realiza una cuadrilla de 25 personas y al tratarse de procedimientos manuales se enfrentan a muchas dificultades. Es que lo hacen desde el río y en algunos casos los trabajadores deben sumergirse hasta cuatro metros para recuperar piezas de las pasarelas. El equipo trabaja de 6.30 hasta las 15 aproximadamente, aunque depende también del desgaste físico de los operarios que no cuentan con herramientas eléctricas debido a que el trabajo es en el agua. 

Además hay tramos que están dañados que deben ser reparados, otros no tienen salvación por lo que se solicitó a la fábrica ciertos tramos especiales que demandarán un tiempo de elaboración que no supieron precisar.

o_1670765462

"Estimamos que en 90 días tendríamos el circuito habilitado, quiero aclarar que no son 90 días corridos, son días de trabajo y todo depende de las condiciones del río, si el caudal del río supera los 2.200 metros cúbicos ya no es seguro para los operarios y si el río está por debajo de los 1.200 metros cúbicos no se puede navegar y es un día perdido", explicó, Marcelo Zuliani, gerente general de Iguazú Argentina.

"Es una inversión millonaria y se puede efectivizar gracias al apoyo del Gobierno provincial que nos ayudó a conseguir una financiación crediticia para la compra de materiales de seguridad y para la compra de los nuevos tramos", indicó Zuliani.

Según indicaron desde la empresa, pese a que los tramos pesan 4.500 kilos cada uno, al desprenderse de la estructura de hormigón, no caen de forma inmediata al lecho del río, sino que las estructuras metálicas flotan, son arrastradas varios metros por la fuerza del agua hasta hundirse. En total 622 metros de pasarelas fueron afectados por la crecida del río.

Zuliani explicó que se diagramó un sistema de retención con cables y se puso a prueba en seis de los tramos en los sectores denominados "rápidos".

"Hemos anclado seis tramos, los cuales cuatro quedaron a pocos metros de las estructuras, pero dos de ellos fueron arrastradas porque se cortó justo en la soldadura. Al ver que la prueba funcionó, solicitaremos a Parques autorización para anclar los 99 tramos y así en una próxima crecida el trabajo de recuperación de tramos será más rápido porque no serán arrastrados por 50 metros como ocurrió con algunos tramos en esta oportunidad", recalcó.

Por su parte, el gerente de operaciones de la empresa, Agustín García Paz, explicó: "Priorizamos la seguridad del equipo y el cuidado del medioambiente, quizás existen ciertas tecnologías que podrían acelerar los tiempos de recuperación, pero dañarían el hábitat de especies endémicas. Estamos en un Parque Nacional y priorizamos la conservación".

En esa misma línea, agregó: "Quiero aclarar que el trabajo no terminará con la habilitación del circuito, porque quedarán piezas y tramos en el río que vamos a recuperar".

o_1670765463

Asimismo, el arquitecto Germán Pérez Barreda, a cargo de los equipos, recalcó: "Es un trabajo que lleva su tiempo, hay estructuras que están a 50 metros de distancia de la pasarela que están dadas vuelta que llevan más tiempo. Sin embargo, estamos conformes, en 21 días hemos logrado 21 tramos, pero no todos los días son muy productivos. Creemos que si las condiciones climáticas están estables continuaremos trabajando a buen ritmo".

El circuito Garganta del Diablo está cerrado desde el martes 11 de octubre y fue evacuado el día anterior por la tarde para que se realicen las tareas de rebatimiento. Actualmente se puede llegar a la estación Garganta del Diablo donde se puede contemplar una explicación del motivo por el cual está cerrado y esperan en poco tiempo poder habilitar de forma parcial el paseo hasta la primera isla, pero con supervisión para evitar accidentes. (Fuente: El Territorio)

Más de Estación Plus Crespo

Estación Plus Noticias en tu E-Mail

Ingresá tu E-Mail y recibí diariamente las noticias de Estación Plus Crespo

mensaje

Te puede interesar

Próximos días en Crespo

Otras noticias en Estación Plus Crespo: