Echegaray fue absuelto en la causa iniciada por Prat Gay tras la filtración de cuentas ocultas en Suiza

Nacionales 18 de octubre de 2019
La Justicia determinó que no hubo delitos de violación de secreto ni falso testimonio. El extitular de la AFIP había intentado cobrar impuestos por $250 millones de cuentas no declaradas de Amalita Fortabal y el ex ministro de Macri.
Echegaray

El Tribunal Oral Federal N° 4 absolvió al extitular de la AFIP, Ricardo Echegaray, de los delitos de violación de secreto y falso testimonio en el marco de una causa iniciada en 2014 por el ex ministro de Hacienda y Finanzas del gobierno de Mauricio Macri, Alfonso Prat Gay.
 
La AFIP denunció a fines de 2014 a 4.040 personas y empresas por no declarar cuentas radicadas en Suiza y estimó que la presunta evasión fiscal llegaría a $3.000 millones. El organismo aportó a la Justicia la información de cuentas ocultas recibida de Francia, se puso en duda la declaración de los fondos por parte de Amalia Lacroze de Fortabat y la actuación de Prat Gay como apoderado de la cuenta de la empresaria fallecida en 2012.
En julio de 2015, la AFIP determinó impuestos por aproximadamente $250 millones a Amalia Amoedo, nieta de “Amalita”, por la detección de fondos no declarados, tras una causa originada en la conocida filtración de datos de cuentas numeradas efectuada por Hervé Falciani en un caso de resonancia mundial.

Con el cambio de Gobierno, el ministro de Hacienda acusó a Echegaray y los ex funcionarios Pedro Roveda y Horacio Curien por violación de secretos, falso testimonio agravado, abuso de autoridad e incumplimiento de los deberes. El ex ministro sostuvo en su denuncia que los ex empleados de AFIP que ventilaron la denuncia mintieron al imputarle cuentas no declaradas a la familia Fortabat, y a él como apoderado.

En 2016 el juez federal Claudio Bonadio procesó al ex titular del organismo como instigador por haber impulsado a los funcionarios de la AFIP a hacer la denuncia respecto de Prat Gay, mientras que Curien y Roveda fueron considerados co-autores del delito de falso testimonio.

Al mismo tiempo, en otro fuero, se sobreseyó a Amoedo y Prat Gay en la causa presentada por el fisco que tramitaba en el juzgado penal económico de Verónica Strachia. Además, se dejó lado la pretensión de cobrar los $250 millones y la AFIP fue condenada a pagar las costas de los abogados, valuadas en el 15% de ese monto.

Meses más tarde, la Sala I de la Cámara Federal revocó el procesamiento de Bonadio por los delitos de violación de secreto y falso testimonio, aunque Echegaray ya se había visto forzado a renunciar a como titular de la Auditoría General de la Nación (AGN) por una catarata de cuestionamientos.

Los camaristas Jorge Ballestero y Eduardo Freile consideraron que no se advirtió "ningún delito penal" por haber utilizado la información enviada a la AFIP para la radicación de una denuncia que, "no está de más destacar, aún se encuentra en trámite registrando la convocatoria a una gran cantidad de personas" a declaración indagatoria.

Para la Cámara, usar "información remitida por Francia para elaborar la denuncia presentada en el fuero penal económico" estaba contemplado dentro de las excepciones a la obligación de guardar secreto, por lo cual no hubo delito.

En este marco, este viernes se realizó una audiencia en el TOF 4 que definió la absolución de los acusados por el exdiputado de Cambiemos Prat Gay.

La defensa de Echegaray llegó con el pedido de sobreseimiento de los cuatro supuestos delitos y solicitó testimonios para avanzar en otra causa penal que investigue las conductas de los funcionarios de la DGI, Ezio Dino De Lazzer y María Jimena Magno y sus superiores jerárquicos directos como así también los funcionarios de la AFIP que tuvieron “incidencia” en las actuaciones que perjudicaron al fisco y al organismo en sí.

A su vez, los abogados de Echegaray reclamaron que se inicie una investigación criminal sobre un eventual abuso de autoridad por parte Prat Gay por el cargo que ejercía al momento del inicio del expediente y la reapertura de los presuntos delitos fiscales que no prescribieron la causa que estuvo en manos de la jueza Straccia.

Echegaray aseguró que la causa de Prat Gay fue una persecución política
"Terminó un parte del proceso de persecución política en mi contra", sostuvo Echegaray tras conocer el veredicto, cuyos fundamentos se conocerán el 8 de noviembre, según anunciaron los jueces, que también absolvieron a Curien y Roveda.

"La persecución en este caso fue por parte del sistema financiero offshore encabezado por el ex ministro de Economía de Macri", aseguró Echegaray al final de la audiencia en la que obtuvo el veredicto favorable.

"Los 68 millones de dólares detectados (de Fortabat) no pudieron ser validados como declarados en Ginebra (Suiza)", sostuvo el ex titular de la AFIP y adelantó que trabajará en una demanda por daños y perjuicios contra el Prat Gay, publicó Ámbito. "Cuando hay pruebas, como la pericia que se hizo en este juicio, queda acreditado que todo fue un armado. Se pudo demostrar que los fondos denunciados nunca estuvieron declarados en AFIP", remarcó Echegaray.

"Por esta causa tuve que dejar la AGN, a donde iba a trabajar con la misión de controlar al Poder Ejecutivo; por lo tanto, con esta causa lograron su objetivo político", sostuvo el ex titular de la AFIP.

La querella de Prat Gay había pedido 12 años de prisión para Echegaray por instigación a la falsa denuncia, abuso de autoridad y violación de secreto; aunque la fiscal del juicio Dafne Palópoli reclamó solo 2 años y no acusó por el delito de instigación a la falsa denuncia. Finalmente, los jueces del TOF 4, Néstor Costabel, Gabriela López Iñíguez y Daniel Obligado, resolvieron las absoluciones.

Ingresá tu E-Mail y recibí diariamente las noticias de Estación Plus Crespo

Más noticias en Estación Plus Crespo: